SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.24 número3Linfoma Gástrico PrimarioTratamiento endoscópico con Argón plasma en sangrado refractario post-esfinterotomía: Reporte de dos casos índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Articulo

Indicadores

  • No hay articulos citadosCitado por SciELO

Links relacionados

  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO

Bookmark


Revista de Gastroenterología del Perú

versión impresa ISSN 1022-5129

Resumen

MORISHITA, Tetsuo et al. Rev. gastroenterol. Perú [online]. 2004, vol.24, n.3, pp. 263-269. ISSN 1022-5129.

El Clostridium difficille , un bacilo anaeróbico, descrito con ese calificativo "difícil" en 1935, por ser su aislamiento y cultivo complicado ha tomado una gran importancia en los últimos años, por ser un contaminante nosocomial común en pacientes o en guarderías. Se le ha identificado como habitante de la flora bacteriana normal en 1% de la población saludable y en 20% de las personas que viven en guarderías o casas de reposo. Su patogenicidad esta relacionada a ciertos factores en el huésped. La entidad clásica por la que el C. difficile ha sido mejor identificado es la colitis seudomembranosa; un proceso inflamatorio del colon en el que diarrea con moco e inclusive sangre aparece en pacientes que han estado consumiendo antibióticos de amplio espectro. La patogenicidad del C. difficile esta relacionado a la producción de 2 tóxinas que destruyen el citoesqueleto de los enterocitos y balonan estas células. La toxina A, una enterotoxina, y la toxina B, una citotoxina 1,000 veces más potente que la tóxina A en cultivos celulares, pero que no es enterotóxica. El tratamiento de pacientes con antibióticos de amplio espectro es el factor desencadenante de esta infección; sin embargo, ni el número de antibióticos utilizados, ni la duración de la terapia, fueron determinantes para el desarrollo de la infección. Se cree que componentes de la flora normal, como el Lactobacilli y los Bacteroides, suprimen el crecimiento o colonización del C. difficile; aspecto que suprimido por el uso de los antibióticos, predispone el desarrollo del cuadro clínico. Las seudomembranas son prácticamente diagnósticas de la enfermedad, pero solo se ven en el 50% de los casos. El colon izquierdo es el más afectado, pero no hay que olvidar que el rectosigmoides puede estar respetado. La sintomatología es muy variable, desde molestias leves hasta infecciones severas con diarreas acuosas profusas y sanguinolentas, retortijones, fiebre, deshidratación, leucocitosis e hipoalbuminemia. El examen que sigue siendo el "estándar de oro", en el diagnóstico de la colitis por C. difficile es la determinación de citotóxina en heces; con una sensibilidad de 94%, y una especificidad de 99%. El cultivo de C. difficile en medio con cicloserina, cefoxitima y fructosa es sensible, pero poco específico, desde que hay cepas de C. difficile no toxigénicas. La terapia de hidratación y suspender los antibióticos, mejora a 30% de los pacientes. En los más tóxicos o no respondedores el tratamiento con metronidazol o vancomicina solucionará el problema en 95% de los pacientes, luego de 10 días de tratamiento. En el caso de la aparición de megacolon tóxico como complicación del C. difficile, la colectomia total puede ser salvadora.  La mortalidad actual por C. difficile alcanza el 3-4% de los casos.

Palabras llave : Clostridium difficille; Colitis seudomembranosa.

        · resumen en Inglés     · texto en Español     · pdf en Español